Agustín Fernández Ros

Agustín Fernández Ros

Agustín Fernández Ros, nació en un pueblo de la provincia de Alicante llamado Pilar de la Horadada, cuando tenía un año de edad sus padres se trasladaron a San Lorenzo de El Escorial y allí curso estudios primarios en el colegio público y después en el Real colegio de Alfonso XII, llegando a aprobar cuatro cursos en dos años. Con trece años viajo a Inglaterra con su madre ya que su padre trabajaba allí en hostelería, después de ocho meses regreso a España y empezó a tomar clases de guitarra por tres o cuatro meses con Ramón Villamayor, a los catorce años tuvo su primer trabajo de aprendiz de camarero en el hotel Victoria Palace de San Lorenzo de El Escorial. Pasados unos años entró a trabajar en el hotel Felipe II en la misma ciudad con la categoría de Jefe de Rango ,allí conoció a su actual esposa (María Victoria) viajó a Badajoz con una oferta de trabajo para el restaurante El Caballo Blanco, allí conoció a “El Porrinas de Badajoz” famoso cantaor de flamenco, allí alternaba la hostelería con la canción y gracias a un reportaje que le hicieron para el diario HOY de Badajoz, fue entrevistado por varias emisoras de radio y ofreció un par de conciertos, rebasándose con creces el aforo de la casa de cultura, obteniendo grandes éxitos. De vuelta a San Lorenzo de El Escorial, en un concierto benéfico, conoció al grupo Vino Tinto ganadores de la Gran Ocasión dirigido por José María Iñigo (un concurso parecido a O.T.) después de pasar un casting, se unió al grupo con los que grabo tres discos apareciendo en varios programas de televisión y numerosos conciertos .después de dejar el grupo ingreso en la academia de Policía Armada, pasando luego a ser Policía Nacional y militando seis años en Madrid, (comisaria de la Escuadra) y seis años en la Academia de Jefes y Oficiales de San Lorenzo de El Escorial, jubilado anticipadamente por problemas de salud, volvió a Pilar de la Horadada donde mataba la ociosidad con la pintura al óleo habiendo realizado dos exposiciones de sus obras. Siguiendo sus inquietudes artísticas empezó a escribir poesía (aunque ya lo había intentado anteriormente con relatos cortos, pero sin dedicarle apenas tiempo), actualmente está alternando la poesía con una novela satírica ambientada en la vida de algunos nobles del siglo XVIII y las vicisitudes del personal de servicio a su cargo.

Todos los libros de Agustín Fernández Ros